Video: Hombre gay logra obtener tuición de sus hijos

Fuente: TVN

Polémica generó la decisión de una madre de otorgar la tuición de sus hijos a su padre quien se reconoció homosexual. La decisión -ratificada por la justicia- implica que los niños vivirán con su progenitor y la pareja de este.


LAS NOTICIAS, ENTREVISTAS Y OPINIONES VERTIDAS EN ESTE BLOG, NO REPRESENTAN NECESARIAMENTE LA POSICIÓN DE AMNISTÍA INTERNACIONAL – CHILE.

Ser padre y ser gay

Fuente: Emol

La condición sexual es una cosa y las disposiciones del carácter y las virtudes morales, otra. Los vicios y las virtudes se distribuyen por igual entre homosexuales y heterosexuales. Por eso no hay razones para impedir a un gay, por principio, que críe y eduque personalmente a sus hijos.

CARLOS PEÑA

El caso del padre homosexual (sí: los hay) que obtuvo la tuición de sus hijos (de aquí en adelante los niños serán educados por él y su pareja) ha vuelto a plantear el problema de si la orientación sexual de la gente debe influir o no en la manera en que asignamos derechos y deberes.

Veamos.

Hay una amplia gama de asuntos en los que la orientación sexual resulta -aun para los conservadores más recalcitrantes- indiferente. A la hora de celebrar un contrato, leer un libro, comer, escuchar una clase, hacer política u hojear el diario, la condición sexual del comerciante, el escritor, el cocinero, el investigador, el político o el periodista resulta más o menos indiferente. Salvo la maledicencia y el prejuicio -que nunca faltan-, es probable que nadie esté de acuerdo en impedir a un gay o lesbiana dedicarse a algunas de esas actividades.

Habrá prejuicios, no hay duda, pero nadie los llevaría tan lejos como para apoyar reglas públicas que impidieran a los homosexuales desarrollar esas actividades.

Sigue leyendo

“Un homosexual no está capacitado para formar hijos”:

Fuente: MUMS

MUMS rechaza las declaraciones de Cardenal Medina y lo invita a aclarar casos de pedofilia

Por Coordinación Política muMs / marzo 2009

Las declaraciones del Cardenal Medina, son una vez más una invitación al odio, tal cual lo hizo la Iglesia en tiempos de la inquisición y durante muchos cuando quemaban a mujeres y homosexuales por atraerse a ser diferentes.

“En Chile tenemos la costumbre de tratar de arreglar todo con leyes, el problema es que por encima de las leyes humanas está la ley de Dios, la ley natural y la moral… Y cuando las leyes humanas y la gente quiere eludirlas, siempre encuentra alguna forma de sacarle la vuelta”, señaló Medina a los medios de prensa.

Media no es el dueño de la moral, eso es algo personal y los valores de los chilenos en su mayoría no son los del señor Medina que se quedó en el pasado, en el odio, en la oscuridad. Hoy dentro de la Iglesia hay quienes tienen una doctrina de amor y respeto por las personas, además si el Cardenal Medina quiere hablar de homosexualidad que entregue a Monseñor Cox, el como jerarca de la Iglesia debiera saber donde lo tiene escondido, deben entregarlo y no proteger a un criminal.

Sigue leyendo

Tuición: madres y padres homosexuales

Fuente: Rolando Jimenez, La Tercera

La tuición de hijos o hijas por parte de madres y padres lesbianas, gays, bisexuales y transexuales (LGBT) continúa siendo en Chile un tema polémico, siendo conveniente analizar la razón de porque esta realidad genera controversias, a objeto de poder acercarse a ella sin prejuicios.

Los debates públicos y privados presentan como principal problemática los eventuales negativos efectos que puede tener en los menores de edad el ser criados por madres o madres homosexuales, dividiéndose ambas posturas en dos bandos: los que piensan que sí hay consecuencias nocivas y quienes consideran que no.

La interrogante clave entonces, en el marco sociocultural de nuestro país, es sí provoca algún daño o no en los hijos o hijas el vivir con familias homoparentales.

La respuesta a ello, por un asunto de responsabilidad ética y moral y de verdadero compromiso con la igualdad de derechos para todas las personas, requiere tener conocimientos documentados y precisos, al margen de creencias religiosas, ideológicas o políticas, que pueden estar a favor o en desacuerdo con estudios efectuados hasta ahora.

Sigue leyendo

Opinión: En el nombre del padre

Fuente: Christian Vidal Beros,  La Tercera

Lamento decirle a mis más fieles detractores y críticos, que precisamente por gente como ellos, escribo una y otra semana; por gente que se escandaliza al ver a modelos vestidas de “vírgenes”, por gente que se horroriza por políticos que salen del clóset, y por gente que pone el grito en el cielo por la entrega de condones en la playa por parte de un mono disfrazado de amarillo. Ahora los mismos, rasgan vestiduras por la decisión del juez de familia de Puente Alto, Francisco Loret, quien concedió la tuición de dos niños – de 10 y 17 años – a su padre homosexual, quien vive con su pareja.

Lo que en otros países no es tema (porque el principio de Igualdad Jurídica sí se cumple a cabalidad, no sólo en el papel), acá da para debate. Y es que ya era hora que la Justicia se redima del error grosero que en el año 2004 le quita sus dos hijas a la jueza Karen Atala “por ejercer su condición homosexual” y que por cierto dejará al Estado chileno como flagrante violador de los DDHH de la madre, ante la Corte Interamericana de Justicia. (La sentencia de la Corte Suprema no desconocía su derecho a ser homosexual, pero ¿de qué me vale el reconocimiento de un derecho si no puedo ejercerlo?). Hoy la situación es distinta, y en la sentencia del juez Loret, vemos una seria relación de los hechos, y una atinada ponderación del interés superior de los niños – ese interés al que alude la Honorable diputada Cristi – por cuanto son ellos quienes deciden irse a vivir con su padre; son ellos quienes fueron los primeros en apoyarlo; y son ellos quienes veían vulnerados sus derechos al lado de la madre.

Sigue leyendo

Expertos en derecho: “Tuición de hijos a padre gay o madre lesbiana es normal”

Fuente: La Tercera

Debate se enciende tras caso de padre homosexual a quien le fue cedida la tuición de sus hijos.

¿La orientación sexual puede ser una condición por si sola para denegar la tuición, custodia o cuidado de un hijo? Es la pregunta que nuevamente salta al tapete de la discusión tras el caso de un padre gay a quien le fue cedido el cuidado de sus hijos por parte de un tribunal de familia de Puente Alto, previa autorización de la madre de los menores.

Para el director del Centro de Derechos Humanos de la Facultad de Derecho de la Universidad Diego Portales, Jorge Contesse, el sólo hecho de ser homosexual no es un impedimento legal para recibir en custodia a sus hijos, ni pone en riesgo su desarrollo o formación.

“Lo que es dañino para la formación de un niño es crecer en un hogar en que no hay afecto, cariño, cuidado y hay maltrato y estos factores no son patrimonio de personas de una misma condición sexuales, eso se encuentra en hogares de heterosexuales y homosexuales, pero no es la homosexualidad de las personas una atenuante que provoque daño a los niños”, explicó Contesse a latercera.com.

El Licenciado en Ciencias Jurídicas y Sociales explica que cuando se le pregunta al niño –trámite que se exige según normativas internacional al presentarse estas situaciones- en muchos casos prefieren vivir con su padre o su madre, independiente de su condición sexual, buscando protección y cariño. “Que una pareja homosexual o lesbiana no esté en condiciones de criar hijos o de formarlos es simplemente un prejuicio social”, acotó.

Sigue leyendo

Intenso debate genera entrega de tuición de menores a padre gay

fuente: El Mercurio

Los lectores de El Mercurio, a través del Blog, entregaron sus opiniones respecto a la capacidad que tienen los homosexuales para cuidar niños y debaten respecto al rol de la justicia en el caso.

SANTIAGO.- Una marcada diferencia de opiniones ha generado la entrega voluntaria de la tuición de sus hijos que una madre realizó al padre de los pequeños, quien en marzo del año pasado le confesó que es homosexual, situación que fue legalizada ante el Juzgado de Familia de Puente Alto.

La madre A.G.L ha defendido su decisión indicando que “amo a mis hijos, pero ya no podía más. No quería tener a los niños obligados a mi lado”. Sin embargo, su argumento para muchos resulta ser un desdibujado concepto de maternidad producto de los tiempos actuales.

Y es que el padre de los niños, C.P.W,  convive hace casi un año con su pareja H.A.M., quien desde ahora también compartirá su casa con los dos niños de 10 y 17 años. Según el progenitor, después de conocer la resolución del Juzgado de Familia de Puente Alto “todos lloramos de alegría. Yo sabía que era la persona má idónea para tenerlos”.

Sigue leyendo