Obispo de Aysén, Luis Infanti : “En Chile el agua es una mercancía”

Fuente: www.radio.uchile.cl

Con la presencia especial de Maude Barlow, asesora de Naciones Unidas para una Convención del Agua, se discutió acerca del fuerte impacto que las industrias minera, energética y maderera tiene en el medioambiente y el diario vivir de muchos chilenos.

Así también se consideraron las principales trabas de la legislación chilena, que impide que se respeten los derechos de todas las personas y se analizaron diversos ejemplos de países, que han hecho cambios para asegurar la libertad en el uso de los recursos naturales.

Uno de los defensores más enérgicos de los derechos de los pueblos originarios fue el Obispo de Aysén, Luis Infanti, quien criticó fuertemente la falta de políticas de Estado respecto al tema y la facilidad con que se legisla para los poderes económicos extranjeros.

“En este momento Chile es un país que queda en vergüenza a nivel nacional y mundial, porque tiene una legislación, donde el agua es una mercancía y más aún es privatizada para el negocio de empresas: las trasnacionales. Y si encuentra un país como Chile, que no solo le abre la puerta, sino que le dice  ‘vengan, aquí tiene el agua gratis, es de ustedes’. Esto tiene que ver con la soberanía nacional, los políticos, las fuerzas armadas deberían tomar en cuenta un tema como este”.

Para Sara Larraín, directora del Programa Chile Sustentable, esta violación a la soberanía nacional tiene que ver con la entrega gratuita y a perpetuidad de recursos como el agua que, hoy, los mismos empresarios están vendiendo, pasando por encima de los derechos de quienes viven en el entorno.La ambientalista, aseguró que no se puede hacer mucho al respecto, pues las “manos están amarradas” para luchar por un cambio en las leyes.

“Hay una crisis de gobernabilidad y del marco jurídico e institucional que nos rige, y por lo tanto, cambios fundamentales a nivel de las leyes y la Constitución son fundamentales para lograr resolver estos conflictos que hoy día no permite la ley. Estamos con las manos amarradas. El gobierno de Chile, los ciudadanos, pierden el control sobre un recurso que es básico, separando cada vez más al pueblo chileno  de los recursos, que están definidos como un bien nacional de uso público”.

La problemática situación,  no sólo afecta a los mapuches del sur de nuestro país. En el norte, son muchas las comunidades que luchan contra los proyectos mineros, que contaminan la poca agua disponible para el riego y el consumo de animales y personas.

Julio Ramos, presidente del Consejo de Pueblos Atacameños, manifestó que la lucha de los pueblos, hoy es por vivir.

“En este instante nuestra realidad está basada en la supervivencia, y está precariedad está basada, porque el agua, siendo un recurso de vida, está cada día siendo más codiciado y, al  mismo tiempo entregado, producto de las leyes permisivas que  tenemos como Estado. El problema principal es la no aceptación de esta pluriculturalidad  como nación. En ninguna instancia de la Constitución se habla de los pueblos originarios, se habla de una nación única, indivisible, etc.”

Aparte de afectar la principal fuente de recursos para los pueblos nortinos, como la pequeña agricultura y ganadería, el turismo también se ha visto afectado, según Ramos, quien asegura que todo se ha venido abajo.

En el escenario internacional, hay muchos casos similares al que vive hoy nuestro país, pero ejemplos de lucha con buenos resultados hay, como Uruguay y Brasil, que presentarán dentro del seminario sus experiencias.

La  asesora de Naciones Unidas para una Convención del Agua, Maude Barlow, pidió “dar una oportunidad al agua”.

“Todo lo que pedimos es dar una oportunidad al agua y si no la cuidamos, creo sinceramente que tendremos mucha, mucha gente que morirá. Tendremos ‘refugiados del agua’, es decir, que gente, que ahora tiene agua –como es el caso de Chile- quizás tengan que migrar en busca de agua… No queremos eso para nuestro futuro, porque no hay futuro sin agua. Por eso es que tenemos que pensar en exigir a nuestros políticos que actúen en ese camino”.

El seminario finalizará el viernes  3 de septiembre a las 18.00 horas, con la conferencia magistral de cierre y la presentación del libro “La crisis global del agua y la necesidad de una convención del derecho al agua para la gente y la naturaleza”.

LAS NOTICIAS, ENTREVISTAS Y OPINIONES VERTIDAS EN ESTE BLOG NO REPRESENTAN NECESARIAMENTE LA POSICIÓN DE AMNISTÍA INTERNACIONAL  – CHILE.

Anuncios

Una respuesta

  1. Ayer estuve escuchando a Mn. Luis Infanti, después de la Eucaristia en los jesuitas de la Calle Caspe de Barcelona.
    Subimos a una sala y nos expuso con mucha claridad la problematica del agua en la Patagonia.
    Le deseo mucho éxito y ruego a Dios para que lo tenga, frente al “monstruo económico” que nos esta invadiendo por todo el mundo.
    Me gustaría poder leer su extensa carta de declaraciones al respecto, haré intentos para poder conseguirlo. Muy cordialmente. M. Pilar Ochoa

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: