VII Festival Danzalborde trae a Premio Nacional de España. En el puerto se baila a nivel del mar y en escaleras.

Fuente: www.lanacion.cl Por Rodrigo Alvarado / La Nación.

Desde el lunes, por séptima vez la danza se colará entre las estrechas calles de Valparaíso. “Si hablamos de impacto es el festival más grande de Chile”, dicen.

Que las calles de Valparaíso son una hermosa postal para filmar películas o simplemente tomar fotos, no es ningún misterio, pero que sirvan de escenario para bailar, es algo que pocas veces se da. Pero el Festival Danzalborde lo ha institucionalizado desde hace siete años con la invitación de compañías de diferentes países a mostrar sus coreografías en locaciones tan tradicionales como la salida del ascensor Espíritu Santo, la Plaza de los Poetas o el Paseo Yugoslavo.

Tal es la cercanía que, en otras versiones del evento, los residentes salen de sus casas, saludan a los bailarines en medio de sus performances y van a comprar el pan. También los niños se meten entremedio de las presentaciones o, simplemente, todos terminan bailando.

Este año la invitada de honor es la compañía Provisional Danza, bajo la dirección de Carmen Werner, actual Premio Nacional de Danza en España. Y a pesar del excelente nivel, el festival no se proyecta como una muestra para entendidos, sino que se propone llegar directo a la ciudadanía.

“Usamos las calles con música, pero sin escenario y la gente las llena”, cuenta el director del evento y de la compañía La Ortopedia, Iván Sánchez, mientras su compañera de organización, la directora del colectivo Mundo Moebio, Rocío Rivera, advierte que “nuestro público no son bailarines o coreógrafos y los que invitamos se alojan en hostales, toman micro, y conversan con la gente. Se integran muy bien”.

Pero no todo es al aire libre. Diferentes teatros y salas de Valparaíso y Viña del Mar se suman a los escenarios donde -por una semana- destacados cultores de la danza contemporánea mostrarán sus obras en presentaciones gratuitas y en formatos de intervención urbana, videodanza y obra de sala.

“Es el festival de danza más grande de Chile, por lo menos a nivel de impacto, con ocho mil personas promedio. Los teatros se llenan”, dice Sánchez, quien explica la falta de compañías chilenas en la cita: “Hay un aporte nacional, que es el programa de recuperación de Valparaíso, el 75% restante son aportes extranjeros. En todo caso, este es el primer año sin compañías nacionales”.

Pero esa realidad derivó en que el evento acentuara el uso del espacio público. Como cierra Rocío, “estamos en una red de ciudades de danza que se relacionan con su contexto. Y en ese sentido, Valparaíso está lleno de escaleras, rincones y una cultura de apropiación de la calle, al no tener patios. Aquí, las personas y el público son lo mismo.

LAS OPINIONES, ENTREVISTAS Y NOTICIAS VERTIDAS EN ESTE BLG NO REPRESENTAN NECESARIAMENTE EL PENSAMIENTO DE AMNISTÍA INTERNACIONAL – CHILE.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: